Propuestas presidenciales

«Propuestas presidenciales»

Por: Marta Gómez

 

 

Gustavo Petro y Rodolfo Hernández fueron los candidatos que obtuvieron los mayores puntajes en las votaciones presidenciales, del pasado 29 de mayo. El primero logró un 40.32% lo que equivale a 8.541.617 votos, el segundo un 28.15% equivalente a 5.069.448, cerca de tres millones de votos separan a un candidato del otro. No obstante, la victoria no es tan segura para el candidato del Pacto Histórico si se analiza, por ejemplo, la adhesión que a los pocos minutos de haber sido entregados los resultados, realizó Fico Gutiérrez, el Centro Democrático, gran parte de la derecha y los partidos de gobierno a favor del ex alcalde de Bucaramanga.

Hay muchos fenómenos inquietantes en esta campaña, uno de ellos tiene que ver con el manejo de las redes sociales, que han llevado al segundo puesto al candidato Rodolfo Hernández, más conocido como el viejito de Tik Tok y cuya trayectoria política era poco reconocida a nivel nacional. Si mucho se asociaba con el video en el que aparecían dos viejitos peleando y en el que Hernández le da la cachetada al exconcejal Jhon Claro. Más allá de eso, es probable que un gran porcentaje de colombianos no conociera a este personaje sobre el cual, cada día salen a la luz datos más turbios sobre su pésima administración y quien frente a los micrófonos se contradice y no para de expresar frases que para un electorado racional deberían ser más que preocupantes.

Es por eso, que el programa de gobierno ya parece ser una cuestión insuficiente cuando de estos personajes se trata, es solo cuestión de recordar a Iván Duque en campaña o en su gobierno bipolar, prometiendo y confirmando frente a organismos internacionales su excelente gestión de gobierno en pro de los acuerdos de la Habana y llegar al país a reconocer la cifra de líderes sociales y ex combatientes asesinados.

Ese es el problema cuando llegan a ser aspirantes a la presidencia candidatos sin trayectoria, con un programa de gobierno hecho por terceros que evidentemente no se va a respetar y que choca con la praxis de estos particulares personajes.

Por otro lado, el programa de gobierno y la figura de Gustavo Petro además de generar confianza al electorado, es un ejemplo de coherencia y una expresión de preparación para un mandato presidencial. Petro no es un hombre obsesionado por el poder, sino un hombre preparado para asumir un cargo de poder en el que tiene que velar por el cumplimiento de los derechos de más de 40 millones de colombianos. Sus propuestas concuerdan con las que realizó en su paso por la Alcaldía Mayor de Bogotá y con sus debates y proyectos como Senador de la República. Su trayectoria académica y su experiencia administrativa dan cuenta de un programa que no se hizo de la noche a la mañana, sino que es el resultado del reconocimiento de las necesidades de un país.

Aunque el último programa de gobierno de Rodolfo Hernández toma casi que al pie de la letra, muchas de las propuestas del programa de Gustavo Petro, su enfoque es meramente empresarial lo que implica que sigue beneficiando a unos pocos privados, mientras que el programa de Gustavo Petro piensa en la construcción social por un país mejor. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estas sin internet en este momento!

Nos gustaria enviarte todos nuestros contenidos digitales y periódicos quincenales, tan solo debes dejarnos tus datos y siempre recibirás en tu correo el contenido!